Envíos gratis en compras nacionales a partir de 70€. Ampliamos plazo de devolución hasta el 09/01/2023.

Todo el mundo está buscando un kimono y estos son los nuestros

Los kimonos han ido ganando relevancia en los últimos años. Entran y salen de la lista de lo más visto en las pasarelas, pero nunca dejan nuestro armario, ya que tienen todas las cualidades para convertirse en un básico para deslumbrar temporada tras temporada.

Es una prenda que está triunfando especialmente, estableciéndose como una aliada indiscutible tanto para nuestros estilismos diarios como para ocasiones especiales.

 Los kimonos largos

Son una prenda que se adapta a cualquier silueta. Lo fundamental es que sean diferentes y llamativos, ya que proporcionan ese aire especial  que todas buscamos a quien lo lleva.

Los kimonos cortos

Perfectos para esta época del año, son el término medio entre una chaqueta y un chaleco. Se pueden combinar con jeans y faldas vaqueras, entre otras prendas.

 

 3 looks con kimono para triunfar

Un kimono puede ser nuestro gran aliado para marcar la diferencia tanto en outfits casual como en estilismos más sofisticados. La clave está en dejarle todo el protagonismo, especialmente si tiene un color llamativo o un estampado especial.

 1. Kimono midi con jeans

Los vaqueros también son indispensables en nuestro fondo de armario, por lo que resulta sencillo combinar ambas prendas. Elige los jeans que mejor te sientan, una camiseta básica, calzado cómodo y ponte encima un kimono de largo midi abierto. ¡Te sentirás genial!


 2. Kimono estampado con total look básico

La mejor forma de potenciar un kimono estampado es llevarlo sobre un estilismo completamente blanco o negro. Puedes elegir las prendas que más te gusten siempre y cuando sean básicas, sin elementos que distraigan la atención del kimono, y del mismo color.

 3. Kimono brillante con vestido

Los tejidos brillantes son una de las grandes apuestas de la temporada. Si tienes un evento especial o, simplemente, quieres ir más arreglada, elige un kimono deslumbrante para llevar sobre un vestido ajustado. ¿La mejor opción? Que el vestido sea ligeramente más corto que el kimono.


La gran ventaja de los kimonos es que su versatilidad nos permite combinarlos de muchas formas diferentes, así que es posible que se convierta en tu prenda favorita.  

Leer más